Rafael Ramos.19 mayo

“Cuando me divorcié me sentía muy insegura. Mi marido me decía muchas cosas, como que era fea, tonta, que nadie me iba querer, que no servía en la cama y muchas cosas más. Me costó mucho sanarme. Hoy estoy en una nueva relación y no sé si es que yo cambié, pero ahora estoy con un hombre maravilloso, no le presto atención a las cosas negativas de la vida y me siento feliz. ¿Por qué hay hombres como mi exesposo que le hacen tanto daño a las mujeres?”.

Nadie debe aceptar vivir con una persona violenta.
Nadie debe aceptar vivir con una persona violenta.

1. En nuestro país existe una triste realidad, los altos índices de violencia intrafamiliar y en todos sus marcos: verbal, psicológica, patrimonial, emocional, física y sexual. Existe y tenemos que seguir trabajando para crear conciencia de que la violencia y el amor no son compatibles a ningún nivel. Nadie tiene por qué sujetarse a vivir con una persona violenta, así de sencillo.

2. No obstante, detrás de un círculo de violencia hay patrones de vulnerabilidad que sujetan a la víctima a este círculo vicioso, pues es de difícil manejo, pero se puede salir adelante, así como usted lo hizo. Acá importa buscar apoyo, hacer denuncias, crear un círculo social que brinde soporte, como la familia o los amigos, pues la independencia económica y emocional es uno de los grandes retos. Tiene que dejarse ayudar, es mucho más sano y tiene mayores probabilidades de éxito para poder salir adelante. Así que la felicito.

3. Ahora, respecto a su pregunta, detrás de una persona que violenta la dignidad de otro ser humano, que es violenta en múltiples formas, hay una historia muy compleja. Evidentemente tiene que ver con la historia afectiva, la socialización o con los índices de salud mental o emocional que pueda tener una persona, pero esto no exime las responsabilidades jurídicas de aquel que violenta a otro ser humano.

4. La invito a que lejos de preguntarse esto, se convierta en una voz para otras mujeres, cuente su historia, cuente su testimonio, cómo salió, cómo se fortaleció, cómo lo logró, porque cuando nos damos apoyo los unos a los otros la vida cambia y toma un giro maravilloso.

Envíe sus consultas al correo ramosdeapoyo@lateja.cr
Envíe sus consultas al correo ramosdeapoyo@lateja.cr