Evelyn Arce.12 mayo, 2017

Este jueves logramos comprobar que no es paja que sobran los limpiazos que no quieren pagar los ¢75 del peaje y lo peor es que se salen con la suya.

Luego de la nota que publicamos el jueves sobre los cochinos que por no soltar ¢75 terminan pagando un multón de casi ¢22 mil,  nos fuimos a dar una vuelta por los peajes y nos dimos cuenta que lo que dicen los oficiales de tránsito y los cobradores no es paja.

En media hora que estuvimos en el peaje vimos como un chofer pasó a gran velocidad para evitar el cobro, otro le dijo al empleado del peaje que no traía plata y un motociclista pasó en medio de un carro y la casetilla  para darse a la fuga. 

"A ese chofer del carro negro el cajero le está apuntando la placa porque no trae la plata", dijo en momento el administrador del peaje de Alajuela, Allan Castro. 

Es el colmo, en el peaje de Alajuela los choferes se dan a la fuga para no pagar ¢50 o ¢75. Foto: Shirley Vásquez / Imagen ilustrativa
Es el colmo, en el peaje de Alajuela los choferes se dan a la fuga para no pagar ¢50 o ¢75. Foto: Shirley Vásquez / Imagen ilustrativa

En otro peaje que nos topamos con  un panorama similar fue en el de Cartago, que a pesar de tener agujas también salen con varias jugadas.

Ahí vimos que un motociclista se paró muy cerca de un vehículo liviano,  aprovechó que el chofer  pagó los ¢75 y esperó a que se levantara la aguja para salir soplado.

Otro motocilista bastante jugado pasó en el espacio que queda después de la aguja y tampoco pagó. 

Estos mañosos tuvieron suerte porque si se hubieran topado con un oficial de Tránsito y este les pide el comprobante, salen con una multica de ¢22 mil.