Nacional

Costa Rica gana prestigioso premio ambiental por su lucha en la conservación de los bosques

Tiquicia recibió el galardón por su programa de Pago por Servicios Ambientales (PSA), que nació en el país hace 24 años.

Costa Rica vio recompensadas sus acciones por conservar los bosques al ganar el premio internacional Earthshot en la categoría Proteger y Restaurar la Naturaleza.

La noticia se dio a conocer este domingo y el presidente Carlos Alvarado prometió aumentar sus esfuerzos en la lucha contra el cambio climático con el premio de unos 1,4 millones de dólares (unos 900 millones de colones).

“Recibimos el premio con orgullo, pero con humildad (...). Es un honor para nuestros cinco millones de habitantes. Continuaremos reconociendo la naturaleza como nuestro activo más valioso, avanzando hacia un mundo carbono neutral”, aseguró el presidente Carlos Alvarado de manera virtual, durante la celebración del evento realizado en Londres.

Tiquicia ganó el galardón que da la Royal Foundation y que es promovido por el príncipe Guillermo de Inglaterra, por su programa de Pago por Servicios Ambientales (PSA), que nació en el país hace 24 años.

El premio Earthshot, es un galardón que reconoce los esfuerzos planetarios por preservar el ambiente, los ecosistemas y la biodiversidad.

“Lo que hemos alcanzado en este pequeño país de Centroamérica puede ser alcanzado en cualquier lugar del mundo”, dijo el presi Alvarado.

El programa está funcionando desde 1997 y consiste en un reconocimiento económico a propietarios y poseedores de bosques y plantaciones forestales por conservar sus espacios sin tocar la naturaleza.

El plan permitió duplicar las áreas que habían sido deforestadas en décadas anteriores y, además, aportó 4.000 millones de dólares por medio del ecoturismo.

“La magia de nuestros bosques es la semilla de nuestro modelo de desarrollo. (...) Costa Rica le demuestra una vez más al mundo que somos pioneros en desarrollar de manera exitosa modelos de conservación”, agregó el presidente.

“Invertiremos estos recursos en replicar y fortalecer estos modelos en conservación marina; sabemos que debemos ser diligentes y actuar ya para contrarrestar los impactos del cambio climático, o los efectos serán irreversibles”, comentó Alvarado.

La ministra de Ambiente y Energía, Andrea Meza, expresó a la AFP que dentro de la organización de Earthshot “estaban buscando, para grandes desafíos globales, soluciones que sean efectivas y el modelo costarricense permitió impulsar esta nueva industria y generar nuevos ingresos y encadenamientos asociados al turismo”.

“Lo que quieren es llevarlo (el proyecto) a otros lugares, porque pueden ser herramientas útiles, repetirlas en otros países para que colectivamente a nivel mundial logremos detener esa destrucción de biodiversidad”, añadió.

La propuesta de Costa Rica superó en la etapa final al proyecto Restor, de Suiza, y a la Fundación Pole Pole, del Congo.

Esta es la primera edición de los Earthshot, los cuales continuarán entregándose anualmente hasta el 2030, la fecha límite para alcanzar la gran mayoría de metas ambientales planteadas en el Acuerdo de París sobre cambio climático, firmado por 175 naciones.