Rocío Sandí.13 septiembre

Cinco centro penitenciarios del país se vieron obligados a cancelar las visitas debido al brote de paperas que los afecta.

El Ministerio de Justicia informó que desde este 12 y hasta el 25 de setiembre las cárceles del Virilla y La Reforma, en Alajuela; el CAI Carlos Luis Fallas, en Pococí; el CAI Antonio Bastida de Paz, en Pérez Zeledón y el CAI Marcus Garvey, de Limón, no aceptarán tampoco el intercambio de reclusos para evitar más contagios.

Los reos contagiados son aislados para evitar que la enfermedad se siga propagando. Foto: Grupo Nación.
Los reos contagiados son aislados para evitar que la enfermedad se siga propagando. Foto: Grupo Nación.

De igual forma las autoridades están poniendo en práctica medidas preventivas, como el aislamiento de los enfermos y sus contactos, desinfección de superficies y el seguimiento a los esquemas de vacunación tanto del personal como de los presos.

De acuerdo con la doctora Dixiana Alfaro, jefa nacional de Servicios de Salud del Instituto Nacional de Criminología, las áreas médicas de los centros penitenciarios intensificaron la vigilancia de manera que puedan detectar, tratar y aislar los enfermos en caso de que así se requiera, además de informar de inmediato y obligatoriamente al Ministerio de Salud.

Hasta el momento se han recibido 103 reportes de reos que se han enfermado de paperas, de los cuales 36 están aún con el padecimiento, por lo que se encuentran apartados de sus compañeros.

Las paperas son una enfermedad causada por un virus. Se contagia a través de la saliva o fluidos de la boca, nariz o garganta. Puede provocar inflamación de las glándulas salivales, de los testículos y podría causar esterilidad o meningitis.