Alejandra Portuguez Morales, Shirley Sandí.11 junio

La Fiscalía Adjunta de Género realizó la mañana de este martes una inspección en la casa del expresidente Óscar Arias, a quien investigan por dos presuntos delitos sexuales.

La diligencia comenzó a partir de las 9:40 de la mañana en Rohrmoser, Pavas, por parte del Departamento de Inspecciones Oculares, y tenía como objetivo verificar las versiones de las supuestas víctimas sobre el lugar donde habrían ocurrido los hechos.

Los agentes del OIJ tomaron fotos de tres áreas de la casa: la entrada al vestíbulo, la oficina y la sala.

La sesión de fotos se hizo a solicitud de la defensa del exmandatario y es parte de las pruebas que se recaban.

Arias fue denunciado por supuesto abuso sexual por parte de la doctora y activista nuclear Alexandra Arce von Herold y por la exmiss Costa Rica Yazmín Morales.

Gloriana Valladares, abogada defensora de Arias, indicó que ellos solicitaron esta inspección ocular como prueba para contrastar las versiones dadas por las presuntas víctimas.

“Las denunciantes ubican ciertos lugares y a nosotros nos interesa que esas zonas donde supuestamente pasaron los hechos queden debidamente documentadas en el expediente. Desde mi punto de vista se encontraron inconsistencias entre la versión dada y la realidad, pero no puedo entrar el detalles”, aseguró Valladares.

Por su parte, el abogado defensor de la exmiss, Rafael Rodríguez, confirmó que el lugar presentaba cambios.

Gloriana Valladares Navas, abogada del exmandatario, estuvo presente en la inspección . foto Alonso Tenorio
Gloriana Valladares Navas, abogada del exmandatario, estuvo presente en la inspección . foto Alonso Tenorio

“Es importante hacer ver que la inspección se realiza tres o cuatro años después de ocurridos los hechos y pueda ser que efectivamente la descripción de la casa no se ajuste por algún cambio o modificación.

“Esta diligencia es una documentación que queda en video, fotografía y una acta y sí observamos cambios en la ubicación de los muebles y los muebles en sí. Sabemos que hay otros videos de la casa que puedan ubicar las manifestaciones que se hicieron en su momento, esa prueba la aportaremos nosotros”, aseguró el abogado defensor de Morales, Rafael Rodríguez.

Arias no estaba en la casa mientras tomaban las fotos. Foto: GN
Arias no estaba en la casa mientras tomaban las fotos. Foto: GN

La oficina de prensa del Ministerio Público dijo que debido a que este caso está en investigación, no darán más información.

Las causas por las que le abrieron un expediente a Arias trascendieron en febrero de este año. La primera denuncia por violación la puso la médica Alexandra Arce, situación que en apariencia ocurrió en diciembre de 2014 en la casa del expresidente.

La segunda, por abuso sexual, fue presentada por la exreina de belleza Yazmín Morales, los hechos habrían ocurrido en 2015.

Pero, además, otras siete mujeres denunciaron públicamente haber sido abusadas por Arias, no obstante estas no fueron elevadas a caso penal.

Arias no estuvo presente durante la inspección, su abogada aseguró que el exmandatario sigue con sus actividades habituales, como escribir artículos y recibir gente en su casa, y que no tiene impedimento de salida del país.

Cambio de abogado

Mientras el OIJ tomaba fotos, la exreina de belleza Yazmín Morales enfrentaba un escándalo con su anterior abogado en este caso, el cual fue separado del proceso el pasado 30 de mayo.

El abogado Arcelio Hernández aseguró en su cuenta de Facebook, este martes, que hubo una discrepancia en el tema de la indemnización que se pediría por medio de la acción civil resarcitoria y que puede demostrar con documentos que es así.

Por más de cuatro horas los agentes tomaron fotos de la casa, con los abogados presentes. foto Alonso Tenorio
Por más de cuatro horas los agentes tomaron fotos de la casa, con los abogados presentes. foto Alonso Tenorio

“Considero que las pretensiones millonarias en dólares, lejos de ayudar a la causa #MeToo la debilitan, no dejan bien parada a la presunta víctima ni al abogado que la asesora”, escribió Hernández.

Consultado por La Teja, Hernández aseguró que debido al secreto profesional él está en desventaja porque no puede revelar dichos documentos y pruebas.

Una fuente cercana a La Teja informó que el monto a solicitar sería de un millón de dólares (casi 600 millones de colones).

Por su parte, el abogado Rafael Rodríguez aseguró que Morales le pidió a Hernández que se separara de la causa por “falta de diligencia” durante el proceso y porque no acudía a las audiencias.

“Hernández no renunció por los hechos que se han estado publicando, sino por la falta de diligencia del abogado. Vamos a tomar medidas legales por las publicaciones que se han dado en Facebook y las declaraciones que él ha brindado”, indicó Rodríguez.

Agregó que no existe una acción civil resarcitoria planteada para alegar que existía una discordancia entre los que se quería pedir.

“No es el momento ni existe en el expediente pretensión en ese sentido”.

Yazmín Morales le respondió así a las personas que piensan que está en esto por dinero:

“Cada quien es libre de opinar lo que quiera, la gente habla sin conocer a la persona, la gente me juzga por un desnudo que me tomé en el espejo de mi casa para ver mis mediciones y por coquetería(...). Pero la palabra desistir no existe en mí, seguiré hasta el final".

“Yo quiero llegar al banquillo y enfrentar a ese señor cara a cara”, Yazmín Morales, denunciante.
El registro en la casa del expresidente lo solicitó su propio abogado. (Photo by Miriet ABREGO / AFP)
El registro en la casa del expresidente lo solicitó su propio abogado. (Photo by Miriet ABREGO / AFP)