Sucesos

Ordenan juicio contra sospechoso de dispararle en la cabeza a la policía Kimberly Suárez

El sospechoso de apellido Ruiz es acusado de varios delitos, entre estos tentativa de homicidio

Kimberly Suárez Narváez. Foto cortesía.

Un hombre de apellidos Ruiz Juárez tendrá que sentarse en la silla caliente como acusado de dispararle en la cabeza a la oficial de la Fuerza Pública Kimberly Suárez, de 23 años.

Así lo dio a conocer el Ministerio Público la tarde de este martes, señalando que la Fiscalía de San Joaquín de Flores consiguió que el juzgado penal de la zona aceptara elevar el caso a juicio.

“La representación fiscal lo acusó por los presuntos delitos de tentativa de homicidio, maltrato, ofensas a la dignidad, amenazas contra una mujer, daño patrimonial y resistencia agravada. El imputado enfrentará el debate por la totalidad de esas conductas delictivas”, detalló la Fiscalía.

Ahora le tocará al Tribunal de Juicio señalar la fecha para el debate.

En la audiencia preliminar de este martes, la Fiscalía de San Joaquín de Flores también consiguió que se extendiera la medida cautelar de prisión preventiva contra el sospechoso, por lo que pasará tres meses más encerrado.

Según la investigación, Ruiz mantuvo una relación de convivencia con una mujer y finalizó en agosto del 2020, ya que, en apariencia, él la golpeaba y la ofendía. Se sospecha que también la amenazaba con hacerle daño a uno de sus hijos.

Después de concluir la relación, la mujer solicitó medidas de protección, que le fueron otorgadas por el Juzgado de Violencia Doméstica a finales del mismo mes.

“Presuntamente, la tarde del 9 de enero pasado, Ruiz entró a la casa de la ofendida y empezó a agredirla; ella logró dar la alerta a la Fuerza Pública, por lo que tres oficiales, entre estos Suárez, se presentaron e ingresaron a la vivienda, ubicada en el barrio Siglo XXI, en Llorente de Flores”, señaló la Fiscalía.

Al parecer, uno de los uniformados intentó detener al sospechoso, sin embargo, Ruiz forcejeó con él y logró quitarle su pistola, se metió a la casa de su expareja y desde ahí habría disparado. Fue cuando pegó a la oficial en la cabeza.

La policía fue operada en el hospital México y luego de un mes internada en el Hospital del Trauma, del INS, el viernes 12 de febrero le dieron la salida.