Adrían Galeano Calvo, Reyner Montero.11 agosto
La mujer manejó hasta la delegación con la esperanza e que los oficiales ayudaran a su amado. Foto Reyner Montero.
La mujer manejó hasta la delegación con la esperanza e que los oficiales ayudaran a su amado. Foto Reyner Montero.

Una mujer que se gana la vida como taxista pirata observó cómo dos sujetos que se hicieron pasar por clientes acabaron con la vida de su compañero sentimental de un balazo en la cabeza.

La conductora, cuya identidad no se dio a conocer por un tema de seguridad, también se topó a la pelona de frente ya que los desalmados la intentaron matar, pero para su fortuna la pistola no les funcionó.

Los hechos ocurrieron este domingo a eso de las 4 a. m., en Guácimo de Limón.

El OIJ identificó al fallecido como Yeudy Emilio López Ramírez, de 30 años, quien contaba con antecedentes por hurto y robo simple e incumplimiento de medidas de protección.

Según la versión de las autoridades, todo ocurrió cuando la mujer viajaba junto a López por Guápiles y se encontraron a los dos sujetos, quienes les indicaron que necesitaban que los llevaran a Guácimo.

Cuando la conductora iba por el sector de Los Colegios, en Guácimo, uno de los maleantes sacó una pistola y le disparó en la cabeza a López.

Los agentes revisaron el carro en busca de alguna pista sobre los sospechosos. Foto Reyner Montero.
Los agentes revisaron el carro en busca de alguna pista sobre los sospechosos. Foto Reyner Montero.

De inmediato los maleantes asaltaron a la mujer y le quitaron todas sus pertenencias, pero como si esto no fuera suficiente uno de ellos intentó matarla de un balazo, afortunadamente para la pistola le encasquilló al bicho, lo que ambos salieron corriendo.

La mujer entró en una crisis nerviosa al ver lo que sucedió, pero sacó fuerzas de flaqueza y manejó su carro hasta la delegación de la Fuerza Pública de Guácimo.

Los gritos de la mujer hicieron que varios oficiales salieran corriendo hasta el carro, en el cual encontraron al hombre mal herido.

Los oficiales pidieron ayuda al personal de la Cruz Roja, pero a su llegada ya no había nada que hacer por López.

Aunque aparentemente el homicidio se dio debido a un asalto, la Policía Judicial no descarta la posibilidad de un ajuste de cuentas.